Remedios para cicatrizar heridas

Publicado el 18 de agosto de 2016

Cicatrizar heridas

Hay personas que, como diría mi abuela, tienen buena “encarnadura” y sus heridas cicatrizan sin problemas. Pero no todo el mundo tiene su misma suerte. Si éste es tu caso, apúntate estos remedios caseros para cicatrizar las heridas.

Zumo de limón:

El limón es un potente desinfectante. Si te has hecho una herida, o te han operado recientemente, conseguirás una rápida cicatrización tomando a diario en ayunas el zumo de dos limones. Si el limón no te pasa, puedes rebajarlo con agua o tomarlo con cañita.

El zumo de limón también puede aplicarse externamente, siempre y cuando se trate de una herida sin importancia, ya que desinfecta y acelera la cicatrización.

Agua de eucalipto:

Mi abuela solía lavarnos las heridas con agua de eucalipto. Este agua se preparaba añadiendo tres cucharadas de horas de eucalipto en un litro de agua hirviendo. Lo dejaba reposar unos minutos, lo filtraba y, una vez frío, ya estaba listo para usar (solo uso externo). Gracias al eucalipto, las heridas cicatrizaban rápidamente.

Miel:

La miel de abeja, preferiblemente sin procesar, es una de las sustancias cicatrizantes más antiguas y eficaces que existen. Aplicando un poco de miel directamente sobre las heridas se consigue que cicatricen antes y mejor.

Categorias: Salud
Tags: ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Comment

You may use these tags : <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>